Guía para la instalación de paneles solares

por | 7 agosto, 2013

Como veíamos en la información de paneles fotovoltaicos, una instalación de este tipo de paneles puede ser muy útil en determinadas circunstancias. En vehículos, entornos rurales o simplemente en nuestra casa estos pueden suplir todas o gran parte de las necesidades energéticas que empleamos diariamente. Algunas de las ventajas que este tipo de instalaciones solares de paneles presentan son, primero la autonomía energética y segundo el gran ahorro económico que obtenemos.

Paso a paso,  en este artículo-guía veremos todo lo que necesitamos así como los procesos a seguir para instalar en nuestra propiedad un sencillo, pero completamente funcional sistema autónomo de paneles.

paneles del tejado solares

Lo primero que debemos tener claro, incluso antes de comprar los materiales, es dónde vamos a colocar los paneles solares. La idea principal es situar el panel en el lugar que más horas y más intensamente reciba la luz del sol con el fin de obtener el mayor rendimiento energético posible. Las orientaciones más propicias son sur, sureste e incluso suroeste si no tenemos más alternativas. Otro de los puntos de la colocación final a tener en cuenta, es que no haya molestas sombras de edificios adyacentes u otros objetos que impidan la luz solar. Por último solo queda asegurarnos de que nuestro tejado o superficie sea suficientemente resistente para colocar los paneles solares y ya tendremos elegido nuestro lugar de instalación.

 Elementos de una instalación solar

Una vez elegido la mejor situación para los paneles solares vamos a ver qué elementos son necesarios para una instalación solar fotovoltaica básica.

  • Paneles Solares
  • Regulador de carga
  • Inversor
  • Bastantes metros de cable

En cuanto a los paneles, su elección varia en función de los Kw necesarios para nuestra casa, normalmente los paneles más asequibles están entorno a los 130-150 W con un precio de alrededor de 150-200€ la unidad.

Con el regulador de carga simplemente nos aseguramos de adaptar la potencia conjunta de todos los paneles, con el fin de ponerla a disposición del sistema eléctrico de nuestro hogar o vehículo.

El inversor cumple la función de invertir la corriente, tal y como su nombre indica. La salida de los paneles solares es de corriente continua y nuestro hogar funciona con corriente alterna. Una vez hecha esta conversión ya podemos emplear nuestra energía solar de los paneles para nuestras necesidades.

esquema de sistema de paneles solares

Ahora ya solo queda conectar todos estos elementos mediante cables y acoplarlos a los espacios que previamente hemos destinado para ellos. En cuanto a los paneles quizás necesitemos unos soportes para dar a nuestro paneles la orientación al sol mas propicia y fijarlos de forma segura al tejado o la superficie.

En función del número de paneles solares, podemos ahorrarnos entorno a un 30-90% de la factura eléctrica tradicional. El problema principal para ser completamente autónomos viene dado por los electrodomésticos que más potencia necesitan como horno, calefacción o aire acondicionado. Estos emplean una gran potencia que difícilmente puede ser suplida con los paneles solares. En estos casos  es interesante estudiar el gas como alternativa para estos tipos de elementos de gran potencia.

No obstante, si esta instalación os resulta complicada o simplemente para instalaciones medias-grandes, existen un gran número de instaladores certificados que aseguraran una correcta instalación de nuestra instalación de paneles solares.

paneles fotovoltaicos

Otro punto importante a tratar es el tema de las baterías (lo veremos más adelante), aunque no son estrictamente necesarias si son muy recomendables. El motivo es simple, durante la noche no tendríamos energía si no fuera por las baterías, por lo tanto son un factor importante en la autonomía proporcionada por la instalación de paneles solares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *